Únete al CLUB DE INNOVACIÓN PARA RESTAURANTES más grande del mundo

¿Y si tu jefe fuera un millennial?

5

Uno de los target sobre los que más se han preocupado de pensar los hosteleros y restauradores en los últimos tiempos, son los conocidos como Millennials. Es normal, ya que conforman un alto porcentaje de los nuevos consumidores con los que cuenta el mercado hoy en día y conocer cómo piensan, sus gustos y aficiones, es un gran paso para el gerente que quiere fidelizarlos como público objetivo, incluso para aquellos que quieren sacar el máximo rendimiento de ellos como empleados.

Por eso, uno de los mayores problemas a los que se enfrentan los dueños de restaurantes, es cómo atraerlos, convertirlos en clientes y/o retenerlos como empleados para integrarlos en el equipo y que crezcan con la empresa. La generación Y, o millennials, se va haciendo mayor y la influencia que están adquiriendo como consumidores es más que evidente.

Pero, ¿qué sucede cuando un millennial deja de ser público objetivo y pasa al otro lado de la barrera, cuando en lugar de ser cliente, gestiona un restaurante? Debemos empezar a darnos cuenta de que más pronto que tarde, la generación del milenio dominará la fuerza de trabajo. Sin ir más lejos, se espera que para el año 2020 más de un 75% de la plantilla de trabajadores de EEUU esté formada por millennials.

Actualmente hay estudios como el realizado por la asociación PwC junto con la Universidad del Sur de California y la London Business School, que indican que el 28% de la generación millennial se encuentra todavía desarrollando funciones de administración, pero que un 83% de los encuestados admite haber trabajado ya para algún gerente millennial.

Dentro de unos años, los dueños de los negocios, los administradores y jefes serán millennials, una generación que además se ha mostrado muy firme a la hora de demostrar la capacidad de liderazgo y emprendimiento.

Desenmascarando a los gerentes millennials 

Si bien los medios de comunicación y demás generadores de opinión pública se han encargado de dibujar un prototipo de millennial que es apático, desinteresado y egoísta en relación a los problemas que le rodean, quienes han tenido la oportunidad de trabajar con ellos, piensan todo lo contrario.

Si crees que la generación del milenio no está todavía preparada para, por ejemplo, ser gerentes de restaurantes y negocios de hostelería, debes saber que nada más lejos de la realidad. Si bien es posible que esta generación encare los problemas o la actitud frente al trabajo de una forma distinta a sus padres y predecesores, en ningún caso obtiene peores resultados.

Comprender a los millennials nos ayudará a trabajar mejor con ellos, por eso vamos a analizar 5 rasgos característicos de algunos gerentes que ya han podido ponerse al frente de negocios de restaurantes.

  1. La tecnología es el centro de su vida, todo gira en torno a ella

Si hay una característica por antonomasia que define a la generación de milenials, es el uso de la tecnología. Los integrantes de esta nueva generación tienen una capacidad especialmente destacada a la hora de aprender nuevos conocimientos y realizar operaciones diarias de una forma más rápida y sencilla gracias a aplicaciones o diferentes canales, pero siempre de carácter tecnológico.

Es necesario decir en este punto, que esta destreza e incluso dependencia de la tecnología para desarrollar el trabajo está más que justificada en una época en la que se crean y comparten cada día tantos datos. De hecho se ha dicho que en los últimos 3 años, se ha generado tanta información como en toda la historia de Internet desde su creación.

  1. Utilizan multitud de canales de comunicación

Si los milenials siempre están conectados, es por la capacidad y necesidad de estar en cualquier momento y en cualquier lugar, ya no existe el típico: “ha salido, te llamará cuando vuelva”.

Los smartphones nos mantienen todo el día conectados y por eso, una característica del gerente millennial es que está disponible 24 horas al día a través de múltiples canales como pueden ser la web, el correo electrónico, twitter o facebook, así como los comentarios en webs como TripAdvisor o Yelp.

  1. Pueden ser la mejor conexión con el grupo de camareros o empleados de un restaurante

Todo gerente de un restaurante podrá confirmar el trastorno que supone para su negocio el reclutamiento, contratación e incorporación de un nuevo empleado. Si a esto hay que añadir una disminución en la productividad del resto del personal que debe enseñar al recién llegado, podemos confirmar que para los gerentes tradicionales, las contrataciones son uno de los aspectos más difíciles de gestionar en un restaurante.

Los millennials, en cambio, han adquirido una conciencia en general que les ayuda a empatizar mucho más con el recién llegado. La perspectiva que muchos hosteleros tradicionales pueden entender cuando estudian a este grupo generacional, es que son volátiles, sin miedo al cambio e inconformistas. Por este motivo no hay mejor alternativa para tratar con una plantilla de empleados jóvenes y un buen gerente perteneciente a la está generación.

  1. Son gestores sin miedo de bajar al barro

Un gerente millennial nunca va a estar satisfecho controlando todo “desde la barrera”. Necesitan salir a jugar con el resto del equipo y comprobar los entresijos de los puestos que ellos deben controlar. De esta forma el nivel de implicación que un gerente puede llegar a adquirir con respecto a lo que pasa en su restaurante es muy elevado.

Además, como gestores actúan mucho más en base a la resolución de problemas de una forma colaborativa y participativa ya necesitan la retroalimentación de sus empleados. Han asimilado perfectamente que hay aspectos de su restaurante que desde lo alto de la estructura organizativa pueden pasarse por alto.

  1. Se esfuerzan por encontrar el equilibrio entre vida laboral y vida personal

El trabajo del hostelero es muy duro: hay que hacer frente a las críticas negativas tanto en el canal offline como en el online, cada día pueden surgir contratiempos que modifiquen tu plan, conflictos con proveedores, gestión de tus empleados…

En esta tesitura, el gestor millennial cuenta con una gran capacidad de priorizar bajo presión, y resolver problemas con más calma. En muchas ocasiones, ayudado por la tecnología es capaz de hacer mucho más sencillo su día a día. Además son muy conscientes de que para que un trabajo sea menos estresante, el ambiente que debe haber en él también lo debe ser.

Precaución la próxima vez que vayas a juzgar la capacidad de un millennial para ser gerente de un restaurante

Es muy común apresurarse a juzgar la capacidad de la generación millennial para liderar un proyecto o negocio por la creencia de que son pasotas o egoístas. Pero lo cierto es que son mucho más conscientes de sus capacidades, tienen claro qué no se les da bien, pero también aquello que se les da muy bien, y son capaces de potenciarlo.

Ellos son de una generación que mira más por las personas que por las ventas, que prefiere un buen ambiente en el trabajo, pero que no por ello descuidan sus objetivos, y son capaces de conseguirlos.

Todas estas cualidades que muestra a los millennials como aptos para la gestión de un restaurante o cualquier otro tipo de negocio, son las mismas que deberás tener en cuenta cuando trates de atraer y retener el talento de tu empresa.

Del mismo modo, estas son las cualidades que un millennial espera encontrarse en un ambiente laboral dentro de la hostelería:

  • Un negocio que funcione según valores de ética y honestidad.
  • Una oportunidad real para aportar toda su valía y conocimiento para mejorar la marca del restaurante, tanto en el mundo offline, como en el mundo online.
  • Un sueldo y condiciones laborales acorde con su valía y aporte a la organización del negocio.
  • La flexibilidad necesaria para equilibrar la vida personal con la vida laboral.
  • Oportunidades para crecer dentro de la empresa.

Los gerentes millennials lucharán para que su restaurante marque la diferencia, se formarán, explorarán nuevos campos y no tendrán ningún miedo de aprovechar las posibilidades que ofrece el mundo online para mejorar los procesos de sus negocios.

Sobre el autor

Jose Berenguer

Licenciado en Periodismo y redactor. Escribo desde antes de tener uso de razón. Me encanta investigar sobre gastronomía, restaurantes y nuevas tecnologías. Me olvido de poner en el suelo los pies y me siento mejor viendo una película o leyendo un libro. También me gusta hablar de cine.

Suscríbete

5 comentarios

  1. Hola Jose,

    me ha gustado mucho tu artículo, aunque hay algunos aspectos con los que no estoy de acuerdo.

    Lo encuentro muy útil porque gran parte del personal de hostelería es mayor que esta generación, y es cierto que comienzan a tener jefes de estas edades, llenos de energía porque comienzan su carrera profesional.

    Lo que no estoy de acuerdo es en generalizar tanto. Al final, los millenials son (somos) personas, cada uno tiene su personalidad y su carácter, y no a todos les gusta estar al “pie del cañón” ni tampoco congenian bien con todo el mundo. Depende de la persona.

    Coincido completamente con que no se preocupan tanto por las ventas como por las personas. Opino que, dando un paso más, esto es debido a la crisis que han vivido desde niños. Debido a ella, se han dado cuenta mejor que sus padres de que las ventas son personas. Es decir, si las personas están contentas, comprarán más. Por tanto, creo que para ellos es mucho más fácil intuir que si los clientes no están contentos, no van a vender. No hacen esta diferenciación que se ha venido haciendo desde el boom económico.

    En definitiva está muy bien que ya se vayan viendo “jefitos” y “jefitas” más jóvenes que pueden introducir novedades al negocio. Y desde luego no es fácil para el que es mayor que él seguir sus criterios e implementaciones, ni tampoco es fácil para el millienial decirle a quien tiene mucha más experiencia laboral qué es lo que tiene que hacer.

    Ahí estamos, pero lo superaremos 😉

    • Jose Berenguer

      Hola Ana!
      Antes de nada, agradecerte tu comentario y decirte que, por supuesto que lo superaremos! En relación al tema de generalizar, tienes toda la razón, de esta forma es normal caer en el error porque cada persona es diferente. Lo que se busca con este tipo de artículos, es dar una visión, precisamente a nivel general de una situación concreta como es la incorporación de los millennial a puestos de mayor rango.
      Cada cual luego tiene su idiosincrasia personal y su forma de actuar, pero me pareció buena idea remarcar algunos rasgos identificativos de esta generación, para entender un poco el mundo que nos espera. Y en ello estamos, como bien apuntabas en tu comentario, ¡lo superaremos!
      Saludos!

  2. Es la primera vez que indago en tu blog y la verdad me ha parecido; sin embargo, creo que colocar datos estadísticos de estudios realizados al respecto no te vendría nada mal.

    Saludos.

    • Jose Berenguer

      Gracias por tu comentario Claudia. En el artículo citamos algún estudio y lo que hacemos, es plantear conclusiones en base los datos que nos dan. Más que una simple exposición de datos, intentamos siempre indagar un poco más para ofreceros explicaciones e hipótesis interesantes, que siempre estamos dispuestos a debatir 😉

    • Diego Coquillat

      Gracias Claudia por tu matización, en el artículo hay enlaces a los siguientes estudios con datos estadísticos:

      -https://www.pwc.com/m1/en/services/consulting/documents/millennials-at-work.pdf

      -http://www.pwc.com/gx/en/hr-management-services/publications/assets/pwc-nextgen.pdf

      -http://www.elance-odesk.com/millennial-majority-workforce

Deja un comentario