fbpx Smiley face

El 41% de las ventas en restaurantes de EE. UU. ya son digitales

0

La transformación digital de los restaurantes, el reparto de comida a domicilio, la nueva demografía de los consumidores —compuestos en su mayoría por millennials y generación Z— y la pandemia han provocado que el negocio off-premise, consumo fuera del restaurante, haya ganado terreno a gran velocidad en el sector hostelero.

Un reciente informe refuerza esta idea al descubrir, entre otros datos, que el volumen de ventas on line de los restaurantes de EE. UU. ya se sitúa en el 41.4 %.

Un informe de PYMNTS y Paytronix

PYMNTS, el medio de comunicación estadounidenses especializado en e-commerce, y Paytronix, el partner tecnológico para negocios de venta minorista, son los coautores del informe Restaurant Friction Index, que pretende cuantificar las ineficiencias en el trato con la clientela dentro de los locales de restauración.

Para obtener una visión de conjunto representativa, los responsables del reporte han encuestado a 501 profesionales de la hostelería de EE. UU., así como a 2146 consumidores. Los datos presentados ilustran una imagen realista de este último año.

Puntos de interés recogidos en el Restaurant Friction Index

El principal hallazgo que se destila de este estudio de mercado es que el 41.4 % del negocio percibido por los restaurantes encuestados llega por canales digitales. Supone un aumento del 1.9 % respecto a la primavera anterior. Este aumento va en detrimento de las llamadas telefónicas, que caen en picado de un 31.5 % en abril a un 26 %. Por otro lado, el tráfico por el restaurante aumenta, gracias a la remisión de la oleada de coronavirus que golpeó el país a principios de 2021. En todo caso, no representa un crecimiento histórico, sino una mera recuperación a niveles anteriores.

Otra de las preguntas realizadas en la pesquisa es la estrategia de innovación seguida por los restaurantes. La omnicanalidad cobra mayor importancia: se pasa de un 35.4 % a un 41.3 % de locales que entienden este paradigma como indispensable. Se dan otros crecimientos similares al hablar de multicanalidad, programas de recompensas y takeaway. Más del 38 % de los establecimientos apostarán por implementar cada una de ellas. Con más timidez siguen la traducción y localización lingüística de los servicios, y la sensórica para trazabilidad; respectivamente, un 34.1 % y un 25.1 % de los encuestados están interesados en estas. Por el contrario, hay una ligera caída en la importancia de la diversidad de opciones de pago.

En cuanto a tecnologías específicas, los kioscos de autoservicio (36.5 %), el takeaway en los carriles de autoservicio (32.5 %), los pagos card-on-file —o tarjeta en archivo, un método por el cual el cliente autoriza transacciones inmediatas P2B a negocios particulares— (27,3 %) y pedidos gestionados íntegramente por QR (26.9 %) son las que mayor adopción experimentarán en el presente año. Por el contrario, los sistemas de detección de recogida errónea de pedidos para llevar es la que menos interesa: un 41.3 % de los restauradores participantes saben que no invertirán en ella.

El estudio confirma que algunas tecnologías ya se han generalizado, por lo que solo los restaurantes rezagados tienen pendiente su integración en la operativa del negocio. Así, es previsible que en el futuro no hablemos tanto de pedidos, pagos y aplicaciones online, sino de las mejoras innovadoras que se añaden a estos sistemas bien conocidos por los hosteleros en la actualidad.

5/5 - (2 votos)

Sobre el autor

Artículo realizado por el equipo de redacción de DiegoCoquillat.com. Cuenta con profesionales tanto en el terreno de la hostelería, gastronomía y turismo, como en de las nuevas tecnologías e innovación.

Suscríbete

Deja un comentario