fbpx Smiley face

Bing also enters the food business at home online

0

Hungry and lazy, Internet looking for restaurants in your city, among the variety you lose search results. You Bing solves this problem allowing you to order food from your search engine. For now only seems to work with American restaurants, but stay tuned.

He Microsoft search engine He has decided to redesign with the intention of having a transversal presence in services, not simply be a search engine but a support tool that provides you with what you want. In this case, what the user wants is to satisfy your hunger, at home and with your favorite restaurant menu.

We know that as users are quite comfortable, so the fewer complications for the food reaches us, best. This idea has based the turn of Bing, when the user does not interrupt the activity you are performing or take many steps to get to the data you need.

"The seeker wants to help complete tasks, since the 90% users who do not search conducted by the desire to know, but because they need this information for a particular purpose ', explains the head of Windows Applications and Services in Spain, Carlos de la Puente.

The new feature of Bing is now the user can order food from restaurants simply by clicking the "order online" button, without even moving from search results that have appeared us. For example, you sit at the computer, choose Bing as a search engine and type in the name of that restaurant you are wanting to taste the food at home. when looking, you off the list of search results. So far everything remains the same, the difference is that on the right appear, shaped boxes quick responses, those most relevant information about the restaurant and the "magic button", The order food online.

When you click on the "order online", Bing and leads you out of search results to the platform using the restaurant for online orders. It seems that the search is working with several service providers and online orders are Eat24, EatStreet, BringMeThat and others.

After all this explanation and by that a picture is worth a thousand words, better show a screenshot of search results the button "order online" in the box on the right:

This is one of the improvements appear Bing but others related to this quick and immediate order. These innovations have to do with delivering useful data on commercial premises, shops and restaurants in these boxes already mentioned quick answers. instant information, that's what Bing offers, get the data we're looking for without having to even get to the official pages of restaurants. For example, Local phone, the schedules, route and distance to these (without opening the maps section, Of course).

Unfortunately, and as often happens in these cases, Most of these features are available only in the United States. But we focus not only on this detail, the important thing is that exist and, as often happens, They come to our country.

El negocio de la comida a domicilio por internet y de las aplicaciones para gestionar estos pedidos de hostelería mueve ya más de 120 millones de euros en España. Parece que en nuestro país no conseguimos sacar tiempo para cocinar. Actualmente el 22% de las personas que pide comida a domicilio lo hace a través de Internet o de las distintas apps disponibles en el mercado. Si hacemos caso a los datos, en España ya ha florecido un público objetivo que puede aprovechar esta innovación de Bing.

Si quieres que tu negocio se englobe junto a esos de comida a domicilio, deberás facilitar esa acción. Hay que pensar como lo haría el cliente que se encuentra en casa, solo o con amigos, y no quiere moverse o quiere hacerlo pero solo justo para clicar sobre tu menú. Por ello, es recomendable facilitar el pedido a través de estas plataformas de pedidos en línea, que simplifican la acción.

Los restaurantes deben ser conscientes de que sus posibles clientes, cuando quieran llegar a ellos, van a encontrarse con las opiniones de otros usuarios. Es lo que se conoce como WOM (word of mouth o boca a boca) y en el ámbito digital tiene mucha importancia.

Para un usuario de Internet que busca hacer un pedido de comida a domicilio tiene más relevancia la opinión de otro usuario de ese restaurante que la publicidad que haga el mismo. La gente está más inclinada a creer en el boca a boca que en la posible comunicación comercial. Hay que cuidar al cliente y estar al tanto de lo que se dice del negocio en las redes, por aquello de que la reputación online corporativa puede ser un activo tan atrayente como el mejor plato del menú.

Esa máxima de «si no estás en Internet, no existes» no necesita justificación en la actualidad, pero no se trata, simplemente, de estar sino de saber estar en la Red. Estar en Internet, ser fácilmente localizable en la red de redes, tiene sus ventajas pero también muchos peligros y hay que saber controlarlos y reaccionar ante ellos. Un pequeño error puede acabar con el restaurante por el alcance de Internet y la rápida propagación de todo lo que allí se encuentra.

Para muestra un botón, concretamente de un restaurante de una cadena de comida rápida con la opción de hacer tu pedido a domicilio, Domino’s Pizza.

Bryce Long, un consumidor veinteañero de Minnesota (USA) no pudo disfrutar de su pedido de Domino’s. ¿Cuál fue el problema? Su pizza estaba totalmente pegada a la caja por el exceso de queso, además de presentar otros problemas de elaboración. Gracias a la reacción de Long él obtuvo beneficios pero también la franquicia, ya que fue consciente del error y supo reaccionar.

El cliente insatisfecho hizo una foto a la pizza y subió la imagen a la web de Domino’s (www.showusyourpizza.com) una herramienta facilitada por la propia compañía. Y, ¿qué hizo Domino’s? Lo primero fue reaccionar a tiempo. Utilizó las redes sociales para pedir perdón al consumidor.

El presidente de la franquicia, Patrick Doyle, fue el protagonista de un anuncio en el que salía junto a la imagen de la pizza pegada a la caja. En el spot comunicaba que este era un ejemplo de lo que la empresa no debía hacer con expresiones como «hacemos las cosas mejor» o «no deberías recibir algo así de Domino’s». Pero la cosa no quedó ahí, Long recibió una respuesta del propio presidente de Domino’s y el chef de la compañía, Sam Fauster, se desplazó hasta el domicilio del cliente con dos pizzas, una carta del presidente y una tarjeta por valor de 500 dólares.

En un momento determinado, el chef miraba a cámara y afirmaba: «va a ser nuestro cliente de por vida». La visita del cocinero fue grabada en vídeo y subida al canal de Youtube de la compañía y también en su página de Facebook. Una estrategia acertada y que se convirtió en viral. La rapidez de reacción de la compañía y la rapidez de difusión de Internet facilitó que ese fallo no se convirtiese en un gran desastre.

Rate this post

Sobre el autor

Periodista con Máster en Comunicación Digital. Curiosa desde que nació. Siempre con un cuaderno y un libro en la mochila. Le fascina investigar sobre temas novedosos e interesantes relacionados con el Social Media Restauranting. De Burgos, concretamente, Salas de los Infantes.

Suscríbete

Deja un comentario