fbpx Smiley face

Coronavirus and restaurants: preventive measures and economic prospects of the crisis of the COVID-19

2

the Coronavirus (SARS-2 o 2019-peak) is one of the many viruses Coronaviridae family affecting birds, and various mammals urchins, pangolin and bats. When they break the border between animals and humans, sintomatologías people often have more or less serious respiratory.

He coronavirus we have a great capacity concerns of contagion, but causing disorders are rather mild. Proof of this is that the average profile of deaths is that of an octogenarian person with previous health problems.

So good, the mildness of cases should not be misleading. If the number of infection becomes very high, so will the dead. And if the peak is reached coronavirus cases too fast, the national health system can not copar with all critical cases. Hence they are essential prevention measures, containment and disposal. Even more so when we know little about the body in question.

While the situation in Wuhan y Hubei (China) it stabilizes and the number of new cases reported daily ceiling touches, clear indication that the situation is controlled, it's time for Europe to show that it can take appropriate action to end the crisis.

Italy was the first country to face a difficult situation. Currently, with nationwide quarantine, It serves as a reference for what you can get to France and Germany, and also to Spain, Of course.

In just a few days we have witnessed remarkable changes in the way he was managing the problem in our country. From one day to another Madrid and La Rioja They have canceled classes, capital and social events have been canceled or suppressed up to a third of its initial capacity. The Madrid Stock Exchange has also suffered the largest drop in its history.

It is expected that similar measures be imported to other regions. It's not about scaremongering, the scenarios have changed and therefore have to change actions.

But ... What does this mean for the professional restaurants and the world of hospitality? Needless to investigate to realize that There is little good news. Nevertheless, for those businesses looking normal, in this article we will discuss clearly the current circumstances in the industry and what action is necessary to accommodate the workspace to ensure the welfare of workers and customers.

Contraction of economic activity in restaurants and catering businesses

There was no need for a panic demand in restaurants and hotels descended. The most affordable care to the general population is a self-imposed confinement. Even when this is not total, the first sacrifice is anything that does not represent a vital necessity. And go eating out is not a matter of life or death.

When they released the first cases in the Spanish Levante, the impact of the news barely had impact. Some restaurants like Valencians Honoo, the tuna O the winery Anyora They were operating as normal, in any case pending developments arrived from the Business Federation of Hotel Valencia (FEHV), especially those that materialize as specific protocols.

Despite earlier cases, all it unfolded as usual. Nevertheless, the cancellation of a trade electronics major consumer of the planet, he Mobile World Congress from Barcelona, He sets the alarm on everyone's lips.

According to the booking portal Mirai, They trusted by more than 1500 hotel brands, "The cancellation of the Mobile World Congress became Speaker of Spain: since then, conversion notice downs'.

The cancellation of this event has splashed many other industries, and of course also to the world of gastronomy. It has been postponed both the celebration of the fair Alimentaria-Hostelco Barcelona as the Hall Gourmets from Madrid. Luckily and time, only postpone, interested parties may attend between the 14 and the 17 September in the case of the event based in Catalonia, and between 15 and the 18 June when we talk about the living room.

That same uncertainty is what has caused a critical period for restaurants as far as billing is concerned is completely disrupted. Spring is generated around a 30% of the total turnover of the year, but this 2020 promises to be different.

Large cities depend on tourism to place their service offerings, and the tourist influx challenged, no good prospects. In cities like Sevilla, there could be a drop in the 60% of foreign tourism, vital to the city. For cancellations of Chinese travelers and Italian, now join the US and other European citizens.

Sevilla also has been hit by the cancellation of scientific and professional conferences. Companies and institutions are the first who want to protect their human resources, especially when it comes to highly skilled workers.

The situation, From the first moment, It has been negative. Foresees a freezing reservations which will extend over a period of several months and could be charged if the Holy Week processions and other celebrations typical of these dates just canceling.

According to Antonio Luque, President of the Association of Innkeepers, "We are at the gates to start the season and if fewer tourists come, we will go wrong ".

And everything suggests that the congregations of Holy Week will, effectively, canceled. As it has happened with the Carnival of Venice, sporting events or failures. While in Italy it observed a drop in the 60% of reservations in hotels and restaurants, a different situation in Spain is forecast: reservations are already made (some establishments were the 90% Of occupation), but now will come one wave of cancellations will approach the 80% of the total.

Are not wealthy Chinese tourists, and now also the arrival of French and German are expected, who form the bulk of the Spanish tourism. "Giving a negative view of the sector is to increase the problem", emphasizes the current president of the Federation of Hotel and Tourism of Las Palmas, José María Mañaricúa; but it is hard not to join this fear when all the evidence points in the same direction: giants of the hospitality sector AC Hotels Y NH They have already put on the table opportunities for workers to avail themselves vacation plan now, mitigation an attempt to alleviate the economic losses resulting from the outbreak of coronavirus. And the Rumors of temporary ERE and cut through the air ...

El problema de salubridad pública asociado al nuevo virus no solo causa problemas económicos desde el punto de vista de las relaciones clientelares. Grandes marcas de restauración organizada se han visto obligadas a cancelar reuniones estratégicas. Denny’s ha cancelado una conferencia con inversores y en KFC han recibido aviso desde la empresa matriz, Yum Brands, para que eviten desplazamientos innecesarios.

En resumen, estos son los principales frentes que encaran los restaurantes durante estos tiempos difíciles:

  • El turismo acaudalado procedente de China desaparece
  • El turismo procedente de Europa menguará de forma crítica
  • Se espera que el turismo procedente de EE. UU. sufra un fuerte golpe en las próximas semanas
  • Alrededor de un tercio de los consumidores locales dejarán de comer fuera por el coronavirus
  • Más de dos tercios de los clientes locales podría dejar de visitar los restaurantes si la crisis se agrava
  • La población ya está cambiando sus hábitos de consumo para adaptarse a las nuevas circunstancias
  • Los servicios de reparto a domicilio de comida saldrán reforzados siempre y cuando no se paralice su actividad.
  • Los restaurantes que basen su modelo de negocio en la ventas on-premise recibirán el embate más duro
  • Las cadenas de comida rápida podrían beneficiarse al darse las circunstancias ideales para potenciar sus esfuerzos de implantación de sistemas como la comida para llevar y el reparto domiciliario de comida

Lo que parece menos probable es que se sigan continuando ataques contra los negocios asiáticos ahora que la epidemia ha alcanzado el escenario global.

En los primeros momentos se vivieron instancias muy cuestionables promovidas por un racismo subyacente y la desinformación a la que está sometida la población. Cuando los casos en Wuhan eran la comidilla de todos, los restaurantes chinos y japoneses de Nueva York experimentaban unas ventas un 60% por debajo de lo normal.

En España los medios de comunicación tuvieron que salir al auxilio de la población asiática residente en el país. Y en Francia la situación no fue muy diferente, el restaurante Yuki de París, especializado en comida japonesa de fusión, amaneció una jornada con pintadas aludiendo al coronavirus.

Los miedos de la población han tenido que ser apaciguados en algunos casos con palabras de personalidades importantes. En EE. UU. el nerviosismo era tal que el excandidato presidencial Michael Bloomberg, un billonario del partido demócrata, tuvo que aplacar los temores de los votantes indicando que tenía planes de cenar en un restaurante chino tras terminar con la reunión municipal en la que estaba siendo entrevistado por Fox News.

Ni siquiera en el oriente asiático se han librado los chinos de ser juzgados sin razón. En la ciudad de Hong Kong, asediada por el gobierno central de China desde hace meses, algunos restaurantes se estaban negando a servir a los ciudadanos de China continental. Al menos 100 restaurantes fueron descubiertos realizando estas prácticas en una investigación liderada por la Sociedad para la Organización Comunitaria (SoCO). El portavoz de la asociación Richard Tsoi Yiu-cheong comentaba al respecto que los restaurantes deben ser partícipes de las medidas de salud pública, pero en su transcurso no pueden arrebatar derechos a los ciudadanos ni discriminar contra ellos.

Medidas preventivas a implementar en el restaurante contra el coronavirus

Los organismos oficiales no han tardado en sacar recomendaciones en material de salud. Hostelería de España ha lanzado una serie de infografías que resumen las acciones más importantes, a saber:

  • Instalación de dispensadores de geles desinfectantes disponibles para trabajadores y usuarios del establecimiento
  • Proceso de desinfección de vajillas y cuberterías con temperaturas superiores a 80 grados centígrados
  • Lavado de mantelería, servilletas y ropa de trabajo a temperaturas superiores a los 60 grados centígrados
  • Cocinado de los alimentos a temperaturas por encima de los 70 grados centígrados (el coronavirus no es una enfermedad de transmisión alimentaria, pero puede existir contaminación cruzada)
  • Preservar la cadena de frío y mantener los alimentos conservados protegidos físicamente en todo momento mediante recipientes
  • Limitar la manipulación por parte de los clientes y evitar que se comparta ajuar o comida
  • Mantener las distancias, minimizar el contacto físico y lavarse las manos con agua y jabón de forma frecuente
  • Deben extremarse las medidas de distanciamiento cuando las personas interlocutoras presenten signos de padecer una afección respiratoria
  • Limpiar con asiduidad las zonas susceptibles de ser agarradas o usadas con frecuencia

Estas medidas vienen heredadas de la Organización Mundial de la Salud y del Ministerio de Sanidad. En otras partes del planeta, las recomendaciones oficiales difieren mínimamente. Por ejemplo, el Centro para el Control y Prevención de las Enfermedades (CDC) de EE. UU. recomienda además que:

  • Todo el personal debe conocer en detalle el protocolo higiénico, los productos químicos empleados y la frecuencia con la que estos deben ser usados
  • El proceso de lavado de manos debe durar al menos 20 segundos y realizarse con jabón bactericida y agua caliente
  • Deben endurecerse las exigencias en materia de higiene personal, aquella que tiene lugar fuera del espacio de trabajo
  • Los empleados deben evitar tocar sus mucosas si ha pasado mucho tiempo desde la última vez que lavaron sus manos
  • Si un trabajador va a estornudar o toser es preferible que lo haga en un pañuelo desechable, cuando este no esté disponible lo hará sobre la tela de su manga a la altura del antebrazo; no debe utilizarse la mano
  • Las mascarillas N95, N99 y P95 impiden la transmisión del coronavirus, su uso puede llegar a estar justificado en áreas de alto riesgo donde además haya una alta afluencia de clientela

Algunas grandes empresas del sector restauración ya han hecho cambios en su modo de funcionamiento para tranquilizar a sus comensales. Es el caso de Starbucks, que ha estado operando en zonas conflictivas de China y EE. UU (concretamente en Seattle).

Starbucks ha experimentado un descenso de las ventas de café del 78% en China durante el mes de febrero, y el segundo trimestre no parece muy halagador, se prevé que el volumen de negocio sea solo el 50% del año pasado. Todo ello pese a que el 90% de sus locales están operativos.

Las medidas que Starbucks ha tomado son muy similares a las ya expuestas, pero cabe destacar las siguientes:

  • Todos los trabajadores pasan por un control diario de temperatura corporal y llevan mascarillas en todo momento
  • Hay una estación de seguridad previa al recibidor donde los clientes también son testados para descartar fiebres
  • Instauración del protocolo Contactless Starbucks Experience que impide el contacto entre trabajadores y clientes
  • Mejora en los procesos de desinfección e higienización de los ingredientes, aparatos y útiles implicados en la preparación del café
  • La distribución de las mesas se ha distanciado

McDonald’s tampoco ha tardado en adoptar nuevas medidas para luchar contra el coronavirus y minimizar al máximo las pérdidas económicas. Por un lado han creado un grupo de decisión interno a cargo de todo lo relacionado con el SARS-CoV-2, mientras que en los locales se han instalado dispensadores de jabón en la cocina y en el lobby, al mismo tiempo que se ha reforzado la limpieza.

Uno de los puntos que menos se están teniendo en consideración, no obstante, es la entrega de información al consumidor. Este es un aspecto sobre el que también hay que actuar pues a menudo el cliente es la persona que más vulnerable se siente cuando está sumergido en el mar de desinformación que son las redes sociales y los medios de comunicación estos días. Volver a la normalidad puede reactivar sus hábitos de consumo cotidianos y repercutir en un mejor perfil económico para las empresas con las que interactúe.

Y siempre, siempre, debemos recordar que parar esta epidemia es responsabilidad de todos. Esperamos que con este artículo nuestros lectores sepan a qué atenerse y qué medidas han de tomar dependiendo de las circunstancias locales en todo momento. De esta manera no nos cabe duda de que podrán desear a sus comensales no solo buen provecho, sino también buena salud.

Rate this post

Sobre el autor

Artículo realizado por el equipo de redacción de DiegoCoquillat.com. Cuenta con profesionales tanto en el terreno de la hostelería, gastronomía y turismo, como en de las nuevas tecnologías e innovación.

Suscríbete

2 Comments

Deja un comentario