fbpx Smiley face

Grow my own restaurants to avoid paying commissions credit cards

0

Entire business world has its eyes on success stories Starbucks, Kohl’s Y Walmart. These three brands might have marked the path of revolution in payment methods.

The secret that causes such a stir is in the apps Loyalty programs of these three companies. They are directly integrated payment tool itself is not subject to surcharges by banks.

Although in Spain this problem is quite unknown, well Royal Decree Law 8/2015 prohibits the use of fees for credit card payment; in EE. UU., where this practice is not regulated in favor of consumers, but of banks, commercial businesses contribute 90 000 million dollars at the rate of these overruns. So, beyond the seas, It is no trivial matter.

Traditionally customers have felt reluctant to adopt digital payments through unusual platforms. For anyone who has lived through the revolution caused PayPal in his day, Clearly it changes always faces frictionally, friction, opposition ... I was not going to be different in this case.

But with the lessons well learned, Starbucks and two retailers are trying to stimulate the adoption of own payment platforms through intelligent discounts. In the end what you have is a innovative hybrid between loyalty program and app payment.

This combo seems to be much more interesting for the regular clientele of these establishments. So much so that, according to a survey by the National Federation of Commerce EE. UU., half of the businesses have their own virtual purses or are thinking of incorporating.

The landscape has changed.

According says Beth Costa, partner consulting and banking transactions for businesses Oliver Wyman’s, for Bloomberg "in the past, payments were seen as a necessary evil and a cost associated with the business'. What has changed? What is the mentality of the restorer or seller today? Beth continues and shows us his perspective: "Today, traders see payments as a strategic value».

And is that all applications big data or macro data that are being seen in the world of commerce in general, and restoration in particular, in the last times, have more information on payments is paramount, it allows to value the database more efficiently establishment.

Apps mobile payment based on the ACH

The app payment own like Starbucks are not unique to this great company, but they have one of the models developed.

Desde hace cuatro décadas existe en Estados Unidos una red bancaria que permite realizar transacciones sin tener que sucumbir ante las tarifas abusivas de Visa y Mastercard (“los dos villanos de la historia”). Aunque en esta red, conocida como Automatic Clearing House, se realizan movimientos por valor superior a los 50 billones de dólares, la realidad es que la usabilidad de las apps de pago modernas es muy superior a un sistema casi apolillado.

Sin embargo, ¿qué ocurre si los procesos necesarios para validar un movimiento en la Automatic Clearing House se ejecutan programáticamente a través de una aplicación?

Esto es justamente lo que está haciendo la cadena de tiendas de alimentación de la Costa Este, Cumberland Farms. Allí los consumidores pueden ahorrar cuantiosas cantidades de dinero solo por registrarse en su software de pago, SmartPay. Esta aplicación solo tiene un cometido, servir de puente entre la cuenta bancaria del comprador y la del vendedor. En los supermercados de la franquicia ya se realizan transacciones por valor de 100 millones de dólares de este modo.

Según confiesa Charles Jarrett, responsable de comunicación de la cadena, para ellos fue una decisión «promovida realmente por motivos financieros teniendo en cuenta las tasas por transacción de las tarjetas de crédito. No tiene ni el más mínimo sentido económico pagar estas comisiones por transacción en el sector de las tienda de alimentación». Podemos concluir que si no lo tiene en el sector venta de alimentos, menos lo tendrá en el sector restauración, donde los márgenes de beneficio son aún más reducidos.

Por ello los restauradores no han tardado en querer acogerse a los programas que se ofrecen desde la ACH. Para ello cuentan con la ayuda de equipos especializados, como el de la empresa Buy It Mobility Networks. La compañía no está sola en este nicho de mercado, a ella se unen nombres cada vez más sonados como Chargebee, MyCheck, Ontray y muchos otros. Proliferan las start-ups dedicadas a este cometido en paralelo al aumento del interés suscitado por las soluciones de pago móviles.

No obstante, el uso de la ACH no está exento de comisiones. El ACH tiene sobrecostes, pero vienen en forma de tarifa plana entre los 25 y los 75 céntimos de dólar. El valor concreto depende de las negociaciones individuales a la hora de adherirse el sistema. Y cuanto mayor sea el prestador de servicios que permite los pagos móviles en el establecimiento, menores serán estas tasas.

No por nada más de 200 restaurantes del país usan los servicios de la empresa de Boston LevelUp para reducir sus comisiones a la hora de usar los pagos móviles, esta empresa se jacta de tener uno de los mayores volúmenes de negocio en el sector. De acuerdo a las palabras del director ejecutivo, Seth Priebatsch, se encargan de «ayudar a los restaurantes a reducir el coste de las transacciones tanto como sea humanamente posible».

Lo que sea por minimizar el impacto de las comisiones por uso de la tarjeta de crédito.

De hecho, en el caso de Starbucks que tanta atención ha generado, la app de pago de la famosa cafetería no ha dejado las tarjetas de crédito obsoletas. Estas se pueden seguir usando en el punto de venta, y si es imperativo hacerlo a través de la aplicación móvil, el software disuade al usuario de hacer el pago directamente con la Visa o la Mastercard, en su lugar invita a que los consumidores depositen fondos en una tarjeta de prepago. De esta manera se pueden transferir 100 dólares a la tarjeta y usarlos en las consumiciones de toda la quincena reduciendo el número de comisiones a una, la derivada de la adquisición de la tarjeta de prepago. Y quien dice 100, dice 10 o 1000. El importe no es lo importante en este caso.

Cabe señalar que el 14% de las transacciones de la cadena de cafeterías se realiza a través de la app de pago ya.

Resta saber si esta tendencia seguirá al alza o si se trata de una moda pasajera. Muchos consultores tecnológicos dedicados al mundo de la restauración apuestan por que los pagos móviles serán una de las innovaciones con más acogida durante 2019.

En EE. UU. y otros países donde las comisiones por pago con tarjeta de crédito estén a la orden del día, estamos convencidos de que será así. ¿Quién diría que no a un jugoso aumento del margen de beneficios?

5/5 - (2 votes)

Sobre el autor

Artículo realizado por el equipo de redacción de DiegoCoquillat.com. Cuenta con profesionales tanto en el terreno de la hostelería, gastronomía y turismo, como en de las nuevas tecnologías e innovación.

Suscríbete

Deja un comentario