fbpx Smiley face

A sports restaurant chain becomes one of the fashion business in New York

0

Dig Inn is a restaurant chain fast and organic food in Manhattan in which, for a reasonable price, those athletes and people concerned about their diet and physical appearance, Informal they find reasonably priced menus showing that fast food does not have to be junk food.

focused initially bodybuilders and athletes a certain level, their healthy menus and food concept have made a deep impression among the general public, thus becoming one of the franchises trendy restaurants in New York City.

Los Menüs the Dig Inn They are formed by healthy foods and protein-rich, with many vegetables such as brussels sprouts, kale, pumpkin, beet and various meats and fish. Much of the menu components appear and disappear according to seasonal availability, allowing you to always have fresh food and seasonal.

The founder of this innovative concept is Adam Eskin, what adventure began Dig Inn after investing in a group of 5 restaurantes llamados The Pump Energy Food, which translates as "The Pump Energy Food", specifically aimed at public bodybuilder.

With this initiative Eskin was unable, bringing in 2011 He decided to give new life to your restaurant concept also changing the name to Dig Inn, "Our goal was to find a sustainable model that could provide our own food, grown in local or own farms, cooked from scratch in pleasant surroundings and at an affordable price”.

A new business model called 'educational cuisine’

For a restaurant these features work, It must necessarily have a perfectly trained staff. They must be able to create, cooking and include in their dishes and menus the right foods, and also like.

"Our goal is to work with chefs whose skills go beyond the culinary field as management, the leadership, trade capacity but also knowledge of diet and nutrition, "said Eskin.

Además de chefs muy preparados, la relación de Eskin con los agricultores es la otra gran clave del proyecto Dig Inn que le ha permitido prosperar. Y es que para este restaurante, la aportación de los pequeños agricultores de la zona ha sido fundamental, ya que el 85% de los productos que configuran su menú, procede de esta vía.

Un menú creado para deportistas exigentes que triunfa entre el público general

El menú del Dig Inn se divide en dos secciones, la llamada ‘marketplate’, con la que por unos 10 dólares puedes comer una fuente de proteína con pollo, salmón o carne acompañada de queso de soja y un buen puñado de arroz. Y la sección de ensaladas, con multitud de verduras frescas y de temporada.

Con esta venta de alimentos de alta gama y ecológicos a un precio asequible, el modelo de negocio de Eskin ha florecido atrapando a un público que va más allá de los culturistas o deportistas interesados por entrenar y cuidar su cuerpo. La gente corriente, mucho más preocupada por su alimentación que en años atrás, ha visto con muy buenos ojos esta idea, permitiendo a la franquicia facturar 35 millones de dólares en el año 2015.

Los avances de las ciencias de la alimentación y la nutrición en las últimas décadas revelan la importancia de comer adecuadamente como una de las grandes vías para mejorar la salud, el bienestar físico y emocional. Hoy en día está de moda lo “healthy”; el running, hacer ejercicio, dejar de fumar, mantener una buena dieta, la alimentación ecológica, los batidos detox… etc.

Son tendencias que emergen como mucha fuerza dentro de la industria de los restaurantes, como el caso de Dig Inn, que en un principio estaba enfocada a un extracto de población más deportista, y que acaban triunfando gracias a una masiva aceptación entre el público general.

Un concepto parecido al del Dig Inn, pero que de momento no ha alcanzado tanta fama es el Gyms Kitchem, un restaurante de Londres que se ha hecho famoso entre la población local tras surgir como un restaurante enfocado íntegramente a los deportistas.

Ya hay 11 restaurantes Dig Inn en Manhattan y en los próximos meses continuarán su expansión en Boston de esta interesante aventura basada en la comida sana, rica y accesible.

Rate this post

Sobre el autor

Licenciado en Periodismo y redactor. Escribo desde antes de tener uso de razón. Me encanta investigar sobre gastronomía, restaurantes y nuevas tecnologías. Me olvido de poner en el suelo los pies y me siento mejor viendo una película o leyendo un libro. También me gusta hablar de cine.

Suscríbete

Deja un comentario